carillas (veneers) de resina

Bonding es una alternativa a las carillas de porcelana (veneers), y puede ser utilizado como un procedimiento restaurativo para dientes que están saltados, partidos, manchados o torcidos.

¿Cómo funciona?

El diente es preparado limando suavemente su superficie y aplicando el líquido de bonding. Una vez que este liquido fija, una resina plástica es aplicada y esculpida en la forma deseada por el dentista. Una vez fijada, la resina es trabajada y pulida hasta obtener una apariencia natural.

Consideraciones

El procedimiento de bonding es en general completado en una única visita. Y puede mejorar la apariencia de un diente de manera significativa. Sin embargo, puesto que la resina plástica utilizada no es tan fuerte como el esmalte dental, es más probable que se salte, se manche o se rompa que un diente natural. Bonding típicamente dura tres a cinco años antes de necesitar reparación.